CASTILLO DE VILLALONSO

Castillo de Villalonso

Villalonso es un municipio y localidad española de la provincia de Zamora, situado a 12 kilómetros de Toro, en el límite de las provincias de Zamora y Valladolid. Tiene una población de 68 habitantes.

Hoy es conocido fundamentalmente por su castillo, que en la época medieval fue una fortificación muy importante ya que formaba parte de la línea defensiva entre los reinos de León y Castilla.

Vista de Villalonso desde el castillo

El castillo tuvo varios señores a lo largo del tiempo; uno de los principales fue la orden de Alcántara a quien Alonso Pérez de Vivero compró la propiedad. Este caballero hizo en 1449 una permuta de bienes con Juan de Ulloa que, en 1470, obtuvo el título de señor de la villa de Villalonso. Fundó mayorazgo y construyó el castillo que aun existe. Colocó sobre la puerta de ingreso el escudo de su esposa María Sarmiento, y el de su propio linaje, Ulloa. Juan de Ulloa era regidor y alcaide de la ciudad de Toro cuando se desencadenó el conflicto de la Guerra de Sucesión Castellana en el que se declaró partidario de la causa portuguesa y por cuyo respaldo murió defendiendo el castillo en 1476. Su viuda continuó en la lucha pero fue derrotada tras lo cual tuvo que entregar no solo Toro sino también Mota del Marqués y Villalonso.

Almenas del castillo

Tras estos acontecimientos, María Sarmiento hizo un pacto de rendición por el que se establecía que recibiría el perdón real de los Reyes Católicos y el derecho a conservar la fortaleza de Villalonso. Años más tarde su hijo Diego —segundo señor de Villalonso— vivió una situación muy parecida al alinearse en el bando de los comuneros, que fue el bando perdedor. Condenado a muerte en 1524, pudo conmutar la pena por el pago de 10 000 ducados; además le fue posible conseguir la restitución de sus bienes incluido este castillo y así pudo añadirlo al mayorazgo de Ulloa en 1529. Fue entonces cuando mandó labrar el escudo de sus armas encima de los escudos de sus padres, sobre la puerta de entrada.

Torre del homenaje

En el siglo XX la fortaleza era propiedad de Ángela María Téllez-Girón —duquesa de Osuna— y durante los años setenta sirvió de escenario a más de una película de ambiente medieval, como fue la titulada Robin y Marian protagonizada por Sean Connery y Audrey Hepburn. El 27 de febrero de 1984 la duquesa vendió el castillo a los hermanos Jesús y Elizabeth Cueto Vallejo. Durante varios años el recinto estuvo cerrado hasta que en 2006 comenzaron las obras de remodelación y arqueología con la intervención de la Fundación de Patrimonio Histórico de Castilla y León, obras que finalizaron en 2011. Es visitable, ajustándose al horario previsto. Fuente: https://es.wikipedia.org/wiki/Castillo_de_Villalonso.

Tuve la ocasión de visitarlo y sin ninguna duda lo recomiendo, ya que tiene unas vistas impresionantes sobre el entorno, se puede divisar hacia el sur la cercana ciudad de Toro y hacia norte y noreste las localidades de Benafarces y Tiedra con su castillo, ambas localidades de Valladolid, aunque en la época medieval formaban parte del reino de León hasta que el rey Fernando III «el Santo» que era rey de Castilla desde el año 1217 se convirtió en rey de León en el año 1230 tras la renuncia de Teresa de Portugal, la primera mujer del anterior rey de León Alfonso IX, a los derechos de sus hijas Sancha y Dulce en la Concordia de Benavente.

En primer término la localidad de Benafarces y en segundo término Tiedra con su castillo.

TULIPANES

Desde hace un tiempo sin saber la razón apenas si salían tulipanes, así que decidimos el verano pasado sacar los bulbos que había y volverlos a plantar. Dedicamos un pequeño espacio, enterramos los bulbos y esta primavera en el mes de abril hemos vuelto a tener tulipanes nuevos que muestro en las fotos. Tardaron un poco y todavía no han florecido todos, ahora en mayo terminarán luciendo sus colores.

#VIERNES DANDO LA NOTA: LED ZEPPELIN -PHYSICAL GRAFFITI

Siempre me ha gustado Led Zeppelin, hasta conservo un vinilo de esta banda: «Led Zeppeling III». Durante bastante tiempo he seguido escuchando música, pero con la llegada de internet he tenido la oportunidad de recuperar y escuchar a grupos de los que sólo conocía canciones que hubieran llegado a ser éxitos, pero desconocía muchas otras que no han tenido tanta repercusión.

Hace poco tiempo escuché un programa de radio dedicado a analizar «Physical graffiti», un doble LP publicado en el año 1975, que llegó a vender 15 millones de copias., sin embargo siento decir que excepto la portada del disco no recordaba ni una sola canción salvo «Kashmir»:

A raíz de este programa me dediqué a escuchar todas las canciones de este doble LP y debo reconocer que es como si hubiera descubierto un nuevo grupo y nuevas facetas de Led Zeppelin. No hay canciones con un tirón espectacular como en otros discos, pero tocan todos los estilos y además lo hacen bien.

Blues, rock, funky… todos los géneros. Es un disco para descubrir a Led Zeppelin. Quiero terminar con una de las canciones que solían tocar en sus conciertos: